Un Verano en el Hielo

Glackma 2009, Desde el año 2001 los expedicionarios Carmen Domínguez (USAL) y Adolfo Eraso (UPM), trabajan en un proyecto dedicado a monitorizar la evolución del calentamiento global utilizando los glaciares como sensores naturales.
Un Verano en el Hielo 03/09/2009

Buenas noticias

Oleg nos da dos buenas noticias. Viendo que la situación con las sondas en la aduana quedaba como paralizada, ha tocado alguno de sus contactos… y todo solucionado. En dos horas más los aduaneros liberarán el instrumental y seguirán su camino de San Petersburgo hasta Arkhangelsk. ¡Fantástico! Al menos la espera mereció la pena.
Podremos dejar las sondas instaladas este año almacenando ya datos desde ahora.

Y, ¿cuál es la segunda buena noticia? Ha solucionado el problema logístico del tren que se nos plantea ahora al tener que dejar los billetes inicialmente reservados. El no poder ir todos juntos en un único compartimiento hace que no podamos transportar todo el material con nosotros. No nos quedaba más alternativa que reducir el material de expedición y viajar separados en compartimientos diferentes. Se acabó ese problema también. Ha conseguido que nos lleven en un avión.

Y no es un avión cualquiera, ninguna línea regular hace ese cruce. ¡Increíble! Además nos llevarán directamente desde Arkhangelsk hasta Vorkutá sin tener que desplazarnos primero en coche hasta Kotlas para poder coger ahí el tren. Felices con esas buenas noticias recogemos las cosas de la acampada del fin de semana y de nuevo en el barquito de Sasha rumbo a Arkhangelsk. Embarcan también con nosotros los cuatro radio-operadores con todo su material.

De camino en el barco, contemplando el paisaje desde la cubierta, mi mente recorre de nuevo los problemas y las dificultades de los últimos días y va dejándolos atrás. Poco a poco se convierten en pasado y el futuro es ahora prometedor. Pienso también en el fin de semana que hemos tenido, ¡ha sido precioso!, el viaje en este barco tan especial, la tranquilidad de la isla, las enormes playas, los preciosos atardeceres…y el broche de oro: la solución de los problemas que habían surgido.

Sonrío al pensar en todo ello. Me invade una alegría interior muy especial… estamos próximos a comenzar una nueva expedición. Como dijo la madre de Oleg: “es como un cuento que termina con un final feliz”.

1 comentario

Leave a comment
  1. elektronik sigara türkiyede yasak mı

    Blogs DiCYT: Un Verano en el Hielo

RSS feed for comments on this post. TrackBack URL

Leave a comment

XHTML: You can use these tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>