Ciencia Costa Rica , Costa Rica, Miércoles, 05 de septiembre de 2012 a las 10:41

Crean un dispositivo para hombres con incontinencia urinaria

Se trata de un dispositivo colector de orina que ofrece una mejor alternativa a las existentes en el mercado

UCR/DICYT Cuando apenas estudiante de medicina, en el año 2005, el Dr. Juan Gabriel Ledezma Acevedo concibió una idea que luego ganó varios reconocimientos y ahora ya se encuentra patentada como propiedad intelectual en el Registro Nacional de Costa Rica. Se trata de un dispositivo colector de orina que ofrece una mejor alternativa a las existentes en el mercado, para enfrentar la incontinencia urinaria masculina que afecta a casi la mitad de los hombres mayores de 50 años y al 85% de los mayores de 75 años.

 

Este invento ganó el primer lugar como Proyecto Social Innovador en 2009 otorgado por la Vicerrectoría de la Investigación de la Universidad de Costa Rica (UCR).

 

Luego en el 2011, fue solicitado su patentamiento ante Registro Nacional de la Propiedad como Patente Innovadora de Diseño de Dispositivo Médico, gracias al apoyo de la Unidad de Gestión y Transferencia del Conocimiento para la Innovación (PROINNOVA) de la Vicerrectoría de Investigación de la UCR.


Cómodo y barato

 

Como se aprecia en el siguiente dibujo, la invención consiste en un colector de orina fijado por un arnés a la cintura de hombres con incontinencia urinaria. Este arnés costaría unos ¢1500.oo y la bolsa de repuesto unos ¢200.oo. Por su alta ergonomía es cómodo de llevar y se ajusta al cuerpo.

 

Está compuesto por una base con agujero para el pene, la cual es fijada a la región púbica del cuerpo mediante un arnés. Esta base posee un recubrimiento acolchado sobre la superficie que entra en contacto con el pubis del usuario, a fin de amortiguar el contacto y el roce con la piel.

 

El recubrimiento es más protuberante, en forma de almohadilla redondeada, en la región central inferior de la base, la cual entra en contacto con las bolsas escrotales del usuario.

 

A través del agujero de esta base se afirma una funda gracias a que cuenta con remate. Esta funda flexible de recolección se coloca alrededor del pene y está conectada a una bolsa más grande de acumulación en la cual descarga la orina.

 

La funda de recolección y la bolsa de acumulación están fabricadas en una sola pieza, pero separadas por con un estrechamiento, a través del cual se conectan. De este modo se permite el paso por gravedad de la orina desde la funda hasta la bolsa, pero se dificulta el flujo en sentido contario.

 

Cuando la bolsa de acumulación está próxima a llenarse el usuario la puede cambiar o simplemente abrir una pequeña válvula para verter su contenido.


Prototipo de prueba

 

Según explicó el inventor, Dr. Gabriel Ledezma, “actualmente estamos en la fase de producir el primer modelo plástico, para lo cual hemos conversado este año con tres empresas en el país. “Todas se mostraron muy interesadas en este dispositivo innovador. Pero las conversaciones se encuentran más avanzadas con Delfiplast de Costa Rica, quienes manifestaron interés en producir un prototipo del dispositivo que permita realizar pruebas en pacientes con incontinencia urinaria”.

 

Agregó que también se reunió “con la Dirección Médica del Hospital Blanco Cervantes en el 2011 para solicitar permisos de investigación en pacientes. Lo mismo se hizo con el Director de Desarrollo Científico y Tecnológico en Salud del Ministerio de Salud, Dr. Luis Tacsan Chen, en diciembre del 2010, para solicitar asesoría respecto a impulsar patentes de dispositivos por medio de la Institución con apoyo de inversión pública o privada, además de derechos Intelectuales.”

 

Cuando se tengan los prototipos del primer dispositivo médico patentado y se hayan probado en pacientes, se puede proceder a producir el dispositivo a nivel comercial por medio de un fabricante interesado. En 2012, el Dr. Ledezma ha presentado dos proyectos más, a PROINNOVA de la Vicerrectoría de la Investigación, para patentar ante el Registro Nacional, ambos también en beneficio de la salud pública, e innovadores en cuanto a tecnologías aplicadas a la salud.

 

Una vez que haya logrado llevar a buen puerto estas invenciones innovadoras, el Dr. Ledezma se “abocará a crear un Centro de Desarrollo e Investigación Científica y Tecnológica en Salud, con ayuda de la Vicerrectoría de la Investigación de la UCR, en el marco de un proyecto que pondrá en marcha PROINNOVA de una incubadora de empresas.

 

Esto permitirá desarrollar otros dispositivos médicos que ayuden a mejorar la calidad de vida de los pacientes y de las personas en general, así como medicamentos naturales hechos a base de productos nativos de Costa Rica”. Concluyó Ledezma.