Ciencia Colombia , Colombia, Viernes, 22 de julio de 2016 a las 18:02

Descifrando las células cancerosas en la metástasis

El colombiano Manuel Patarroyo Murillo es referente mundial en el estudio de la dinámica de las células en la propagación del cáncer

UN/DICYT El médico Manuel Patarroyo Murillo, egresado de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.) y uno de los 300 profesores titulares de más alto rango académico del Instituto Karolinska, en Suecia, es referente mundial en el estudio de la dinámica de las células en la propagación del cáncer.

 

Con más de 125 publicaciones internacionales en revistas científicas como Lancet, Cancer Research, Leukemia & Lymphoma, Immunology Review, Cancer Immunology Immunotherapy y Journal of Experimental Medicine; este médico realiza estudios sobre las bases moleculares de la metástasis tumoral; es decir, cómo se diseminan las células cancerosas en el cuerpo.

 

En los tejidos normales hay vasos sanguíneos: “La diseminación del cáncer ocurre cuando una célula dañada ordena a las sanas crear más vasos con el fin de utilizar los nutrientes que estos surten para su propio beneficio”, explica el inmunólogo, uno de los cinco profesores de más alto rango académico (Full profesor) del Instituto Karolinska, sede del comité que otorga el Premio Nobel de Medicina.

 

Los estudios del profesor Patarroyo, distinguido recientemente por la U.N. como uno de sus egresados ilustres en la categoría “Alta Relevancia Internacional”, están guiados a desarrollar nuevos medicamentos que inhiban la metástasis, con base en el conocimiento de cómo actúa este mecanismo.

 

Al respecto, un grupo de científicos, liderados por él en Suecia, indagan la interacción de las células tumorales con su medioambiente en los distintos tejidos y órganos, particularmente con un grupo de moléculas llamadas lamininas, familia de macromoléculas que desempeñan un importante papel en el desarrollo y diferenciación celular. Asimismo, son capaces de estimular la adhesión y migración celular e influir en la expresión génica.

 

Uno de los hallazgos recientes es el papel fundamental de las lamininas producidas por las células cancerosas en la adhesión (pegada a otros tejidos y órganos), migración (invasión a otros tejidos), proliferación (crecimiento de tumores), sobrevivencia (resistencia a un medioambiente ajeno y a medicamentos) e "inmadurez" (durante la progresión del tumor, las células tumorales pierden su madurez).

 

Arquitectura de los tejidos

 

Cuando unas células se adhieren a otras forman una matriz extracelular (malla de moléculas alrededor de las células). Esta interacción determina la formación de tejidos y órganos.

 

Las lamininas son un grupo de moléculas de la matriz extracelular, particularmente de un tipo denominado membrana basal, una capa de moléculas que separa los distintos compartimentos de los tejidos. De esta manera, son las responsables de la arquitectura y diseño de los tejidos. Además, definen cuándo el “andamiaje” es normal o presenta distorsiones.

 

Por ejemplo, “una perturbación en los tejidos del colón hace que algunas células tumorales se desplacen hacia otros órganos (como el hígado), con lo cual se produce la metástasis del colon al hígado. Es decir, la arquitectura se ha perdido pues en el hígado no tendría por qué haber células del colon”, señala el Ph.D. en Ciencias Médicas, con énfasis en Biología Tumoral. Además, las lamininas también ayudan a migrar las células cancerosas, hecho que redunda en la invasión tumoral, por tanto, las medicinas anticáncer no surten efecto.

 

Vacuna contra el cáncer

 

Además de los avances en el estudio de las lamininas, el doctor Patarroyo es consejero de un proyecto de investigación de la Unión Europea, que pretende desarrollar vacunas contra el cáncer y distintos virus.

 

Según el investigador, la literatura científica ha comprobado que un porcentaje considerable (alrededor del 30 %) de los tumores en humanos son provocados por microorganismos, entre ellos virus. “El caso típico es la asociación del carcinoma (células epiteliales que se vuelven cancerosas) del hígado con el virus de la hepatitis. Sin embargo, no es el único”, añade Patarroyo, el único colombiano profesor titular de Biología de la Adherencia en el Instituto desde hace más de 15 años.

 

En el caso del cáncer de cuello uterino, está comprometido el virus del papiloma, también hay asociaciones fuertes entre el cáncer estomacal con la bacteria Helicobacter pylori, que aparece en la úlcera.

 

Por tanto, “el desarrollo de vacunas o tratamientos antimicrobianos es también una de las prioridades de la ciencia mundial para la prevención del cáncer”, concluye el séptimo de los 11 hijos de Julia Murillo y Manuel Patarroyo. Esta pareja de comerciantes tolimenses siempre soñó con tener médicos en la familia y le dieron al país dos de los científicos colombianos más reconocidos en el mundo: el oncólogo Manuel y el médico Manuel Elkin, creador de la vacuna contra la malaria.