Ciencia Ecuador , Galápagos, Lunes, 04 de febrero de 2013 a las 09:48

El censo refleja la estabilidad de la población de lobos marinos en San Cristóbal

La actividad se la desarrolló de manera simultánea en las colonias previamente identificadas

DPNG/DICYT En San Cristóbal, guardaparques de la Dirección del Parque Nacional Galápagos realizaron un censo de lobos marinos de la especie (Zalophus wollebaeki) en las principales colonias en las que habitan, a fin de conocer el estado actual de las poblaciones de estos mamíferos en la isla.

 

El censo se desarrolló de manera simultánea en las diez colonias previamente identificadas por los guardaparques de la DPNG, en las que con el apoyo de voluntarios de la Universidad San Francisco de Quito (sede Galápagos) se contabilizaron uno a uno los lobos que se divisaban agrupándolos de acuerdo a su categoría, sean machos adultos, machos sub-adultos, hembras adultas, juveniles, crías o indeterminados; datos que fueron registrados y sistematizados posteriormente por la DPNG.

 

El censo evidenció que existe una población aproximada de 1.496 lobos marinos en la isla San Cristóbal, lo que representa un incremento de los individuos de esta especie, en relación al censo del 2011 en el que se registraron 1.398 lobos marinos; el censo también refleja que las colonias con mayor presencia de lobos marinos son el Malecón de Puerto Baquerizo Moreno, Cerro Brujo, Playa de Punta Pitt y Lobería de Punta Pitt.

 

El lobo marino (Zalophus wollebaeki) es una especie endémica de las islas Galápagos, la misma que se encuentra clasificada en la Lista Roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) como especie en peligro de extinción.

 

La Dirección del Parque Nacional Galápagos en el 2012 elaboró el “Plan de Manejo para la Conservación del Lobo Marino en la isla San Cristóbal” el mismo que tiene como objetivo el asegurar el mantenimiento y la recuperación de la población de los lobos marinos en la isla San Cristóbal, previniendo y mitigando los impactos antropogénicos directos e indirectos a los que están expuestos.