Ciencia España , Salamanca, Viernes, 30 de abril de 2010 a las 17:03

El Incyl y la Universidad de Frankfurt inician una colaboración para investigar sobre percepción de los sonidos

Bernhard Gaese, investigador del Institute 'Zellbiologie und Neurowissenschaft' de la Universidad de Frankfurt, ha visitado hoy Salamanca

JPA/DICYT Bernhard Gaese, investigador del Institute Zellbiologie und Neurowissenschaft de la Universidad de Frankfurt, en Alemania, ha visitado hoy el Instituto de Neurociencias de Castilla y León (Incyl), donde ha ofrecido una conferencia sobre su trabajo. La intención del científico alemán es iniciar una línea de colaboración científica con el centro ubicado en Salamanca, ya que algunos de sus miembros realizan investigaciones similares a la suya, relacionada con la percepción de los sonidos.

 

El científico alemán realiza dos tipos de investigación, una básica para entender cómo funciona el cerebro auditivo y otra más aplicada y relacionada con los llamados sonidos fantasmas, es decir, sonidos que una persona cree percibir aunque no se produzcan en el exterior, como pitidos, que pueden llegar a ser muy molestos. Se cree que parte de esos sonidos se originan en la corteza cerebral y esta línea está íntimamente ligada a su investigación básica.

 

Los investigadores alemanes trabajan principalmente con animales, porque esto les permite "realizar estudios detallados de registros de neuronas" que no se podrían realizar con personas al tratarse de técnicas muy invasivas, pero también trabajan con humanos para realizar estudios de psicofísica y conducta, que se comparan con las mismas investigaciones en experimentos de conducta animal.

 

Entre los resultados más interesantes que ha logrado el equipo de Gaese en los últimos tiempos, están algunas conclusiones en cuanto a la forma que tiene el cerebro de percibir los sonidos. "Si escuchamos una serie de sonidos con un segundo de silencio en medio", es decir, que oímos un sonido y pasa un segundo de silencio hasta escuchar el siguiente y repetimos esto sucesivamente hasta tres veces, "podemos pensar que son tres sonidos distintos, pero la manera en que lo percibe el cerebro es de forma continua", señala, de manera que los sonidos se perciben en un contexto general, no como elementos separados, sino como un objeto acústico.

 

Aunque en la actualidad, no existe una colaboración directa entre los científicos del Incyl y la Universidad de Frankfurt, la visita de Gaese a Salamanca pretende iniciar un contacto que puede ser fructífero para las dos partes, puesto que "hacemos cosas similares en sitios distintos del cerebro, así que sería interesante unirnos y comparar lo que investigamos", indica.


En este sentido, Manuel Malmierca, investigador del Instituto de Neurociencias, añade que los científicos alemanes trabajan en el nivel cortical, mientras que los salmantinos lo hacen en los centros subcorticales, aunque están muy relacionados. "El cerebro funciona de manera jerárquica, hay interacciones muy fuertes entre los niveles, así que, una vez que cada uno de nosotros ha estudiado a fondo una parte distinta, ahora tenemos que ver qué conexiones existen entre ellas".