Ciencia Rep. Dominicana , Santo Domingo, Martes, 21 de octubre de 2008 a las 17:14

El Instituto de Innovación en Biotecnología e Industria apuesta por las plantaciones 'in vitro'

Al año se producen en el país dos millones de plantas de plátanos que son resistentes a la 'Sigatoka negra', enfermedad que ataca principalmente a este cultivo

IIBI/DICYT  El Gobierno, a través del Instituto de Innovación en Biotecnología e Industria (IIBI) produce al año dos millones de plantas in vitro de plátanos resistentes a Sigatoka negra, enfermedad que ataca este cultivo haciendo que la productividad de este rubro disminuya significativamente. En esta actividad, el IIBI está contribuyendo a la productividad alimenticia del país. Esta técnica da como resultado una alta productividad de este rubro agrícola e incide en el mejoramiento de la seguridad alimentaría de los dominicanos.

 

Además de plantas in vitro de plátano, los laboratorios de Biotecnología Vegetal del IIBI tienen capacidad de producir masivamente guineo o banano, yuca, ñame y yautía. Miles de plántulas sanas de yautía han sido entregadas a productores de Las Terrenas y Bonao con el objetivo de aumentar la producción de este rubro que tiene un alto consumo nacional y de exportación.

 

A través del IIBI, se introdujeron al país, unas variedades de yuca, las cuales tienen una buena aceptación en el mercado nacional y para exportación a Estados Unidos, con una acogida positiva en este mercado y con la cual se compite con la yuca de Centroamérica y principalmente la de Costa Rica.

 

La información fue ofrecida por la directora ejecutiva del Instituto de Innovación en Biotecnología e Industria, doctora Bernarda Castillo quien definió la biotecnología vegetal como una herramienta vital para alcanzar en las especies alimentarias un aumento de la productividad, calidad, resistencia a plagas, enfermedades y a factores ambientales, así como una mayor rentabilidad a bajo costo.
 

Explicó que otra de las innovaciones del Instituto está enmarcada en aumentar la producción de alimentos del país y con mira de reducir las importaciones, es la investigación sobre el Nopal o tuna de la cual la unidad de Biotecnología Industrial en su planta piloto de la industria alimentaria, ha desarrollado una harina la cual se puede sustituir un 20% dependiendo el producto a panificar, “lo cual reduce el uso de harinas en esos mismos porcentajes”, además de enriquecer con minerales los productos terminados, siendo esto de alta calidad y disminuye los costos de producción.