Ciencia España , Palencia, Viernes, 25 de junio de 2004 a las 18:32

El Itagra propone la creación de un sello de calidad para las hortalizas castellanoleonesas

El centro tecnológico ha celebrado una jornada sobre el desarrollo de nuevos cultivos hortícolas

BGA/DICYT El Centro Tecnológico Agrario y Agroalimentario (Itagra) de Palencia celebró ayer una jornada bajo el título de Desarrollos de nuevos cultivos hortícolas de cuarta y quinta gama en Castilla y León, donde se ha presentado las estrategias para potenciar estos cultivos, entre ellas, la creación de un sello de calidad de las hortalizas castellanoleonesas.

El director del Itagra y organizador del evento, Fernando González Herrero, ha señalado a DICYT que son ocho las propuestas para el desarrollo del sector, entre ellas la de poner en valor la calidad de las hortalizas de cuarta y quinta gama (que se comercializan lavadas, cortadas y envasadas o bien cocinadas) que se producen en Castilla y León, y para ello proponen la creación de un sello de calidad que podría llevar el nombre de Hortalizas de altura de Castilla y León

Además de dicha propuesta, los cerca de 40 asistentes que se dieron cita en Palencia pudieron conocer otras siete estrategias dirigidas a la potenciación de este tipo de cultivos.

Así, desde el Itagra apuestan por mejorar las condiciones de eco-compatibilidad, de modo que los cultivos sean más respetuosos con el Medio Ambiente; también señalan la necesidad de mejorar aspectos relacionados con la competitividad, a través de medidas como potenciar las especificidades de cada zona y crear redes de asistencia técnica.

Otra de las medidas propuestas plantea el uso de las nuevas tecnologías, creando una lonja virtual para los productos y organizando de manera más eficiente la producción y comercialización de hortalizas.

La quinta estrategia pasa por potenciar las empresas productoras, ya sea a través de la conversión de las ya existentes o a través de la captación de inversores de fuera de la provincia.

Incentivar la producción de hortalizas de alta gama mediante la implantación de normas de calidad. El fomento de la investigación aplicada a estos cultivos y la elaboración de un estudio exhaustivo a nivel regional, que permita conocer las posibilidades de cada una de las zonas productoras, fueron las otras propuestas presentadas.