Ciencia Brasil , Brasil, Viernes, 17 de noviembre de 2017 a las 14:58

Las mujeres que previamente han estado infectadas por Zika están más protegidas durante el embarazo

Estudios en ratones sugieren que la infección previa desencadena la producción de anticuerpos neutralizadores del Zika que continúan protegiendo tanto a la madre como al feto durante el embarazo

CGP/DICYT Un equipo de investigadores de Estados Unidos sugiere que las mujeres que han estado previamente infectadas por el virus Zika de forma asintomática están más protegidas durante el embarazo. En un estudio realizado en ratones y publicado en ‘Plos Pathogens’, demuestran que los fetos también se encuentran más protegidos en estos casos.


Las mujeres embarazadas y sus descendientes son especialmente susceptibles al virus del Zika y a otros patógenos microbianos. La exposición al virus es inevitable en áreas endémicas y refuerza la necesidad de identificar a las personas en riesgo y de proteger a las madres embarazadas y a sus hijos contra la infección.


Una mujer embarazada infectada con Zika corre el riesgo de transmitir el virus al feto, lo que puede provocar defectos de nacimiento -como la microcefalia- y, en el peor de los casos, la muerte. Se sabe que otras enfermedades virales presentan menos riesgo de infección durante el embarazo si la madre experimentó previamente la misma infección. Sin embargo, no estaba claro si esto sucede en el caso del virus Zika.


Por ello, un equipo de científicos del Hospital Infantil de Cincinnati Medical Center y de la Universidad de Cincinnati (Estados Unidos), dirigidos por Lucien Turner, ha realizado experimentos en ratones gestantes, algunos de los cuales habían experimentado previamente una infección asintomática del Zika.


Estos ratones fueron expuestos al virus y los investigadores posteriormente analizaron tejidos de los animales y de sus fetos. Encontraron niveles significativamente más bajos de ARN del virus Zika en los tejidos de ratones previamente infectados que en aquellos infectados por primera vez. Del mismo modo, los niveles de ARN del virus Zika fueron mucho menores en el tejido fetal de los ratones infectados anteriormente.


Anticuerpos neutralizadores del Zika


Asimismo, la sangre y el tejido fetal de los ratones que habían sufrido previamente el virus contenían altos niveles de anticuerpos específicos del Zika capaces de neutralizar la infección en el laboratorio. Esto sugiere que la infección previa desencadena la producción de anticuerpos neutralizadores del Zika que continuaron protegiendo tanto a la madre como al feto durante el embarazo. Además, curiosamente, los anticuerpos de ratones previamente infectados con una de las cepas del Zika fueron capaces de neutralizar tanto esa cepa como otras.


Si se produjera una protección similar en las madres humanas, estos hallazgos podrían dirigir los esfuerzos para salvaguardar a las madres embarazadas y a sus fetos en lugares con alto riesgo de infección por Zika. Por ejemplo, podría desarrollarse una estrategia para identificar a las madres embarazadas sin altos niveles de anticuerpos neutralizadores del Zika en su sangre que, por tanto, podrían estar en mayor riesgo de infección durante el embarazo.


"El embarazo confiere una susceptibilidad única al virus del Zika y a otros microbios que causan infección prenatal", explican los autores. "Este estudio sugiere que las mujeres con infección previa por el virus del Zika tienen una inmunidad acumulada que las protege a ellas y a su descendencia contra la reinfección durante el embarazo", concluyen.

 

 

 

Referencia bibliográfica:
Turner LH, Kinder JM, Wilburn A, D’Mello RJ, Braunlin MR, Jiang TT, et al. (2017) Preconceptual Zika virus asymptomatic infection protects against secondary prenatal infection. PLoS Pathog 13(11): e1006684. https://doi.org/10.1371/journal.ppat.1006684