Ciencia Ecuador , Galápagos, Jueves, 27 de mayo de 2010 a las 17:59

Liberan a 39 tortugas gigantes en la isla Pinta para restaurar la integridad de los ecosistemas

Estos reptiles cumplirán la función de herbívoro y a través de sus patrones de movimiento, ayudarán a la dispersión de semillas de plantas nativas

DPNG/DICYT La Dirección del Parque Nacional Galápagos (DPNG) ha liberado en la isla Pinta, al norte del archipiélago, a 39 tortugas gigantes como una medida de manejo a largo plazo, que permitirá la restauración de la integridad de los ecosistemas y el restablecimiento de los procesos ecológicos propios de la isla. Esta sería la primera vez que tortugas gigantes habitan la isla desde 1972, año en que se trasladó al solitario Jorge desde Pinta, hasta el centro de reproducción y crianza en cautiverio en Santa Cruz, donde permanece bajo custodia de los guardaparques. 

 

La isla Pinta sufrió mucha degradación por la presencia de cabras introducidas, que de tres en 1979 aumentaron a 40 mil individuos que destruían la vegetación nativa de la isla. En el 2003, la DPNG erradicó las cabras en Pinta y la vegetación se recuperó rápidamente, pero la restauración completa y balanceada requiere la presencia de las tortugas, quienes cumplen el papel de “ingenieras del ecosistema” ya que con sus hábitos alimenticios y patrones de movimiento, crean espacios abiertos y ayudan a la dispersión de semillas de plantas nativas.

 

Sin embargo, no era posible repoblar la isla Pinta con tortugas de su especie original (Geochelone abigdoni), puesto que, pese a todos los esfuerzos, no ha sido posible encontrar una pareja para el solitario Jorge, por lo que se decidió liberar tortugas hibridas, de origen desconocido, mantenidas en los centros de crianza de Santa Cruz y Floreana.

 

Estas tortugas que tienen un peso de entre 40 y 100 quilos y una edad aproximada de entre 30 y 70 años, fueron sometidas a un proceso de esterilización para evitar su reproducción en la isla y conservar los procesos ecológicos y evolutivos del archipiélago.

 

La esterilización la realizaron en noviembre de 2009, un grupo de veterinarios de los Estados Unidos, liderado por los Doctores Steve Divers del Colegio de Medicina Veterinaria de la Universidad de Georgia; Sam Rivera del Zoológico de Atlanta, y Joe Flanagan del Zoológico de Houston, con técnicos de la DPNG.

 

Desde entonces, estas tortugas se han mantenido en cuarentena, monitoreando constantemente su salud y analizando sus heces para garantizar que no hayan consumido semillas, que pudieran ser introducidas posteriormente a Pinta. Adicionalmente, se colocarán marcas satelitales y de telemetría sobre las tortugas antes de ser liberadas para que los científicos puedan monitorear sus movimientos en Pinta.

 

Los reptiles serán transportados en la lancha oceánica Sierra Negra, dotación de la DPNG, desde Santa Cruz, hasta la isla Pinta y posteriormente los guardaparques y científicos se encargarán del traslado hasta la parte alta de esta isla, que cuenta con un buen hábitat para este tipo de tortugas.

 

El Ministerio del Ambiente está supervisando directamente los avances de este proyecto, por eso, su titular, Marcela Aguiñaga, participará de la liberación de estas tortugas y será acompañada por el Director del Parque Nacional Galápagos, Edgar Muñoz, James Gibbs, quien es un científico adjunto de la Fundación Charles Darwin y la Universidad de SUNY; Linda Cayot de Galapagos Conservancy, Joe Flanagan del Zoológico de Houston, y técnicos de la DPNG.

 

Este proyecto ha sido financiado por la DPNG y contribuciones generosas del Panaphil Foundation, Continental Airlines, SUNY-ESF, el Zoológico de Houston, varios veterinarios quienes donaron sus servicios, y aproximadamente mil miembros de Galapagos Conservancy.