Ciencia Panamá , Panamá, Jueves, 02 de enero de 2014 a las 10:23

¿Pueden los arrecifes de coral de recuperarse de daños?

El calentamiento de los mares, la sobrepesca, la acidificación y la contaminación amenazan los arrecifes

STRI/DICYT Los arrecifes de coral están bajo el asedio del calentamiento de los mares, la sobrepesca, la acidificación y la contaminación. Como resultado, los arrecifes, especialmente en el Caribe, han disminuido drásticamente. Muchos de los que permanecen «viven cercanos a sus límites de tolerancia eco-física», escribe un equipo de científicos del Smithsonian en un reciente documento que examina la respuesta de los arrecifes a los daños a pequeña escala.

 

Para simular los daños causados por colisiones con embarcaciones, anclas arrastradas y la recolección de coral, los investigadores marcaron parcelas de un metro cuadrado en cuatro arrecifes repartidos por el Archipiélago de Bocas del Toro en Panamá. Durante dos años, supervisaron la recuperación, o falta de esta, de la vida en fondo marino cubierto de escombros de coral.

 

Sólo uno de los cuatro arrecifes mostró una clara recuperación a su estado anterior. Esto fue sorprendente, ya que el arrecife está situado en la parte continental y sometido a una alta carga de sedimentos y aguas de escorrentía de agua dulce, dos factores que normalmente limitan el crecimiento del coral. Dos arrecifes que se esperaba obtuvieran mejores resultados sufrieron grandes cambios en la composición de sus especies, con macro-algas tornándose rápidamente dominantes. Un cuarto sitio permaneció mayormente estéril.

 

“Esto sugiere que es posible que debamos tener cuidado al generalizar cómo los arrecifes responden a los daños en pequeña escala. La predicción de la recuperación puede ser compleja, ya que incluso los arrecifes adyacentes pueden mostrar patrones muy diferentes de recuperación” comentó Carmen Schlöder del Smithsonian en Panamá, autoraprincipal del estudio publicado en el Bulletin of Marine Science.

 

Por qué los arrecifes adyacentes siguieron trayectorias distintas continúa siendo un misterio. Las diferencias en la abundancia de otros organismos, como los erizos de mar, podría ser un factor. “Los datos demuestran que incluso pequeños daños físicos pueden forzar a los arrecifes a estados alternativos”, comentó Aaron O’Dea, co-autor.

 

“No pudimos separar los efectos combinados de los daños físicos y las condiciones marginales en nuestro experimento”, comentó Schlöder. “Pero es probable que cada vez más los arrecifes se enfrentarán a condiciones difíciles debido al cambio climático además del incremento de la intervención y desarrollo costero llevado a cabo por los humanos”.

 

“El estudio de Carmen es genial porque pide una interrogante como la buena ciencia debería”, agregó O’Dea. Los datos fueron recolectados hace casi una década. “¿Cómo están los arrecifes en el presente? Tenemos que volver allá para ver si estos estados alternativos se han establecido de forma permanente”.