Ciencia Rep. Dominicana , República Dominicana, Miércoles, 11 de febrero de 2009 a las 14:30

República Dominicana ampliará el sistema de humedales de importancia internacional

El único ecosistema reconocido con esta categoría es el Lago Enriquillo, pero se sumarán los de Bajo Yuna, del Ozama y del Parque Nacional Jaragua

MINAMB/DICYT El Día Mundial de los Humedales, celebrado el pasado 1 de febrero, encuentra a la República Dominicana en proceso de revaloración de estos ecosistemas. En la décima Conferencia de las Partes de la Convención Ramsar, que se celebró en octubre de 2008 en Corea del Sur, el país se comprometió ante la Secretaría de la Convención Ramsar a ampliar el rango de la única zona del país reconocida como "Humedal de importancia internacional", de modo que, además del Lago Enriquillo, tengan esta categoría las lagunas de Cabral, Juan Santiago, La Sierra (en Puerto Alejandro), la zona inundable del Río Yaque del Sur y los humedales y salados de la Bahía de Neiba.

 

El país también se comprometió a llenar las fichas para proponer que se declaren como "Humedal de Importancia Internacional" al parque nacional Humedales del Ozama y los humedales del Bajo Yuna. De acuerdo con Eleuterio Martínez, subsecretario de Áreas Protegidas, "ya el país había sometido a la consideración de la Secretaría de la Convención, la propuesta de declaratoria de los humedales del Parque Nacional Jaragua, cuya ficha se ha completado y debe ser enviada formalmente a la Convención Ramsar". El funcionario habló sobre la importancia de estos ecosistemas para la estabilidad climática y la vida durante una conferencia en el Centro para el Desarrollo Agropecuario y Forestal (CEDAF), organizada en coordinación con la Secretaría de Estado de Medio Ambiente y Recursos Naturales, y encabezada por el secretario Jaime David Fernández Mirabal, con motivo del Día Mundial de los Humedales.

 

Convención Ramsar

 

El funcionario destacó que el reto más grande que enfrenta el país en materia de conservación de sus humedales, es hacer el inventario nacional de humedales, que está en proceso. Esto implica georreferenciar cada unidad o sistema (ubicación geográfica), su situación actual, nivel de conservación o deterioro y sobre todo, las recomendaciones específicas para cada caso. "De completarse este proceso y comunicarlo oficialmente a la Secretaría de la Convención, nuestro país estaría dando señales reales y concretas de su intención de conservar uno de los ecosistemas que demandan mayor consideración a nivel internacional, junto a los cambios climáticos y la conservación de la biodiversidad", dijo Martínez.

 

República Dominicana entró en la Convención Ramsar el 2 de febrero del 2002 con la declaratoria del Lago Enriquillo como Humedal de Importancia Internacional número 1,178, sumándose así al concierto de naciones que han comprendido la importancia de estos ecosistemas para la estabilidad ecológica del planeta y en particular, para garantizar la protección de los seres vivos más frágiles que sobreviven en el planeta: las aves migratorias, las cuales a diferencia de los mamíferos marinos y otros grupos animales marinos, se mueven por el aire, uniendo los hemisferios Sur y Norte del planeta.