Ciencia Rep. Dominicana , Santo Domingo, Jueves, 15 de octubre de 2009 a las 11:37

República Dominicana logra multiplicar la productividad de yuca, plátano y berenjena

La mejora se obtuvo gracias a un proyecto de agricultura sostenible ejecutado por el Idiaf y la Agencia de Cooperación Internacional de Japón (JICA)

CGP-IDIAF/OEI-AECID/DICYT El Instituto Dominicano de Investigaciones Agropecuarias y Forestales (IDIAF) y la Agencia de Cooperación Internacional del Japón (JICA) han llevado a cabo un proyecto de agricultura sostenible que ha obtenido como resultado la mejora de la productividad de la yuca, el plátano y la berenjena, entre otras frutas y vegetales. El trabajo pretende además mejorar la calidad de vida de los productores participantes a través de la promoción, el acceso a mercados competitivos de pequeños productores y la transferencia de tecnologías sostenibles.

 

Los científicos dominicanos y japoneses introdujeron una serie de cambios en la yuca, como la selección y desinfección de materiales de siembra, la producción de esquejes, la siembra con mula, la aplicación de materiales y de abonos orgánicos y el manejo de la cosecha. De ellos derivó un aumento de la productividad, una mejora en el drenaje y en la calidad del producto, un trabajo más efectivo y la reducción de daños por ácaros. En relación a la productividad, con la introducción de la variedad Valencia Mocana se observó un incremento del cien por cien en los rendimientos.

Por otro lado, el proyecto incluyó cambios en la práctica agrícola del plátano, como el manejo de la sigatoka negra (una enfermedad que afecta al plátano), la gestión de cosecha, siembra con yuca y habichuela en líneas, aplicación de gallinaza compostada y abono orgánico o el control de malezas de manera más adecuada. Entre los impactos generados destaca un aumento de la productividad, la mejora de calidad de producto, la seguridad de producción y la disminución de plantas caídas por el viento.

En cuanto a la batata se procedió a la selección y desinfección de materiales para siembra, preparación y siembra en los semilleros, aplicación de Beauveria bassiana para control del piogán (una de las plagas que le afectan) y aporque para proteger batata (poner tierra al pie de la planta). En el caso de los vegetales, especialmente la vainita, la berenjena y el ají picante, el incremento en los rendimientos fue significativo debido a la selección rigurosa de los materiales locales y a la calidad de los introducidos.

 

Reconocimiento a Keiji Hashimoto

 

El Instituto Dominicano de Investigaciones Agropecuarias y Forestales ha reconocido la labor del experto japonés Keiji Hashimoto como jefe del proyecto durante un encuentro celebrado en el salón de conferencias del Centro Norte del IDIAF. Rafael Pérez Duvergé, director Ejecutivo del IDIAF, acompañado del representante de la Agencia de Cooperación Internacional del Japón (JICA), Tadashi Ikeshiro, destacó la contribución y apoyo ofrecido por el señor Hashimoto a la culminación exitosa del trabajo. De acuerdo a Pérez Duvergé, Hashimoto, acompañado de los técnicos y especialistas dominicanos y japoneses, logró que el proyecto se convirtiera en uno los más exitosos en el área se agricultura sostenible de los ejecutados en la República Dominicana.

 

Productores agrícolas de la provincia de La Vega manifestaron su satisfacción con los resultados e impactos logrados por el proyecto en cinco subzonas agropecuarias de La Vega (Jarabacoa, Rincón, Barranca, Cutupú y La Torre), con el apoyo de la Agencia de Cooperación Internacional del Japón (JICA).

Entre los resultados del proyecto destaca, además, la introducción de nuevas tecnologías agrícolas que han impactado positivamente en la productividad y el mercadeo. Estas tecnologías están acompañadas de una reducción considerable en el uso de pesticidas y fertilizantes químicos mejorando significativamente los ingresos de los pequeños productores y sus familias. En la misma línea, a través del proyecto se suministra información de mercados a los productores.

Como una novedad importante, se ha implementado un sistema mixto de servicio que incluye la validación tecnológica y la extensión conjunta, estableciendo un modelo que ha permitido a los investigadores responder eficientemente a las necesidades del productor y mejorar el proceso de asistencia técnica.

 

Una veintena de publicaciones científicas

Los resultados del proyecto han sido adoptados en otras regiones agrícolas del país, principalmente en el nordeste, noroeste, norte y sur. Adicionalmente, se está construyendo un distrito de la Cooperativa Unión Agropecuaria de Zafarraya con los productores beneficiarios del proyecto a fin de canalizar las ventas de sus productos de manera más estable y competente, y así mejorar sus ingresos.

Igualmente, se ha producido la capacitación de 250 productores y más de 75 técnicos de La Vega. Se formaron más de 400 productores y 150 técnicos de las diferentes direcciones regionales agrícolas, incluidos unos 500 estudiantes pertenecientes a las instituciones de educación superior, en el área agropecuaria. Producto de este trabajo se han originado 20 publicaciones científicas que tratan diferentes temas relacionados con la agricultura sostenible.