Science Spain , Burgos, Friday, September 14 of 2012, 15:20

Los dinosaurios burgaleses, en una exposición en el Parque de las Ciencias de Granada

Cerca de 400.000 personas han visitado ya la muestra ‘T Rex: ¿cazador o carroñero?’ producida junto con el Museo de Historia Natural de Londres

CGP/DICYT Los fósiles de dinosaurios del Museo de Salas de los Infantes expuestos en el Parque de las Ciencias de Granada vuelven a casa este domingo. La muestra T Rex: ¿cazador o carroñero? producida por el Museo de Historia Natural de Londres y el propio Parque de las Ciencias cerrará sus puertas el 16 de septiembre tras un año de exhibición. Por la exposición, en la que han colaborado varios museos paleontológicos españoles como el de Salas, han pasado ya más de 400.000 visitantes, superando las expectativas iniciales de 300.000.


Como explica el director del Museo de Salas, Fidel Torcida, el convenio de colaboración firmado entre el Museo salense y el andaluz permitió la presencia de varios fósiles entre los que destacan “una vértebra caudal de un dinosaurio saurópodo de gran tamaño, un fémur de un iguanodontoideo de gran envergadura (que se expone en público por primera vez) y un esqueleto semicompleto de un pequeño driosáurido”.


Igualmente, “hay una representación resaltable de vegetales fósiles con troncos de plantas benetitales (el museo salense conserva una de las colecciones más completas en Europa de estas plantas extinguidas), placas con impresiones fósiles de helechos y fotografías microscópicas de polen fósil de 130 millones de años”. También se expuso una réplica de una vértebra de Demandasaurus darwini, el dinosaurio descrito en Burgos y que es una especie única en el mundo.


Con este evento, el patrimonio paleontológico serrano “se da a conocer a un número muy elevado de personas en un Centro museístico de gran prestigio como es el Parque de las Ciencias de Granada”. Los responsables del Parque, avanza Torcida, han manifestado su interés por establecer nuevas colaboraciones con el museo salense en un futuro próximo. “El éxito de esta colaboración es un aliciente para las instituciones salenses que dedican sus esfuerzos, con recursos muy limitados, a divulgar los hallazgos paleontológicos realizados en la Sierra de la Demanda y que alcanzan una amplitud internacional cada vez mayor”, subraya el director del centro.