Nutrition Nicaragua , Nicaragua, Friday, November 06 of 2009, 13:02

Los hongos entomopatógenos pueden ser un mecanismo de control ante plagas de insectos

Una investigación internacional con participación de la Universidad Nacional Agraria de Nicaragua señala nuevas funciones de estos agentes

JPA/OEI-AECID/DICYT Una investigación internacional que ha sido publicada por la revista científica Fungal Ecology apunta a la posibilidad de emplear hongos entomopatógenos como mecanismo de control frente a ciertas plagas de insectos. El estudio señala nuevos papeles de estos agentes, que pueden ser utilizados en múltiples funciones en la protección de las plantas ante diversas plagas y en él han participado científicos de Estados Unidos, Canadá, Reino Unido, Japón, Kenya y Brasil, además de Arnulfo Monzón, de la Universidad Nacional Agraria, con sede en Managua (Nicaragua).

 

Los hongos entomopatógenos se caracterizan por parasitar en diversas especies de artrópodos, desde las arañas hasta casi todos los grupos de insectos. Si bien, existen hongos saprófagos, que aprovechan la presencia de insectos muertos; los hongos entomófagos son los que infectan insectos vivos provocándoles diversos tipos de micosis hasta causarles la muerte, lo cual supone un método eficaz para luchar contra las plagas. Una vez dentro del cuerpo del insecto, causan transtornos digestivos, nerviosos, musculares y respiratorios, entre otros, de manera que dicho insecto deja de alimentarse y muere. Por el contrario, la presencia del hongo no causa daños en otros organismos. 

 

Una función en los organismos vegetales

 

Sin embargo, los científicos han descubierto recientemente que muchos de estos hongos entomopatógenos desempeñan otros papeles en la naturaleza, ya que son endófitos, es decir, que viven dentro de las plantas, y posiblemente incluso forman parte de los agentes que ayudan al crecimiento de la planta, como otros microorganismos que se relacionan con las especies vegetales a través de la rizosfera, parte del suelo inmediata a las raíces.

 

Las conclusiones de la investigación internacional indican que la función de este tipo de hongos aún no ha sido comprendida totalmente y que esto limita la capacidad de los científicos para emplearlos con éxito en la agricultura para el manejo de plagas, de manera que dejan abierta la posibilidad de seguir profundizando en nuevas estrategias de investigación y de explorar usos alternativos para los hongos entomopagógenos.