Nutrition Spain , Valladolid, Wednesday, May 28 of 2008, 16:21

Los expertos insisten en los perjuicios de las dietas milagro y defienden los patrones de la dieta mediterránea

La profesora de Salud Reproductiva María José Cao ofrece hoy una conferencia con motivo del Día Nacional de la Nutrición

YG/DICYT Desmontar el mito de las dietas milagro, mostrar los riesgos que entrañan para la salud e insistir en los beneficios de llevar a cabo una alimentación lo más ajustada a los patrones de la tradicional dieta Mediterránea. Estos son los objetivos de la conferencia que ofrecerá hoy la profesora de Salud Reproductiva de la Universidad de Valladolid, María José Cao Torija, en el Museo de la Ciencia con motivo de la celebración del Día Nacional de la Nutrición, una iniciativa puesta en marcha por la Federación Española de Sociedades de Nutrición, Alimentación y Dietética (FESNAD), que en esta séptima edición se centra en la importancia de llevar una dieta equilibrada.

 

La experta ha señalado que “la única forma correcta y eficaz de perder peso es llevar una dieta hipocalórica equilibrada, individualizada” que incluya “todo tipo de alimentos, desde verduras, frutas, aceite de oliva, pescados, legumbres…”, como es el caso de la dieta Mediterránea, ya que con las denominadas ‘dietas milagro’ “se pierde peso pero se recupera rápidamente, además de los riesgos que entrañan para la salud y que, dependiendo de cómo sean, puede afectar a la piel, al metabolismo e incluso derivar en problemas cardíacos”.

 

“Lo más peligroso de estas dietas”, insiste Caro Torija, “es que aportan muy pocas calorías, y eso es un riesgo porque puede conllevar alteraciones en el aporte de vitaminas, minerales y determinados electrolitos que son fundamentales”. Así, típicas ‘dietas milagro’ como las compuestas únicamente de sopas de verdura, “no aportan más de 400 calorías al día, cuando una persona sana adulta necesita alrededor de 2.000 y, si necesita perder peso, algunas menos, pero no hasta llegar a esos niveles tan bajos”. Otra de las características de estas dietas es la rápida pérdida de peso. En este sentido, la ponente señala que “los expertos establecen que no se deberían perder más de 4 kilos al mes, bajar poco a poco, con un contenido calórico que asegure la presencia de todos los nutrientes, hidratos de carbono, proteínas, vitaminas, minerales, y que no hay carencias”.

La experta ha insistido además en que “se recomienda que no haya largos periodos de ayuno, excepto el reposo nocturno, porque se regula mejor el apetito y la secreción de insulina, que da más apetito”. Por lo menos, asegura, “hay que realizar cuatro comidas diarias”, entre ellas, el desayuno, que debe contener la denominada “triada del desayuno, compuesta por un lácteo, cereal y fruta, aunque se pueden incluir porciones proteicas”.


Junto a esta conferencia, en la que también ha participado la profesora de Nutrición de la Universidad de Valladolid, María José Castro Arija, se ha completado con una actividad organizada por los alumnos que cursan la asignatura de Educación Nutricional de la Diplomatura en Nutrición Humana y Dietética de la Universidad de Valladolid, en la que han participado dos grupos de escolares del Colegio Público San Esteban de Ávila. El objetivo de esta actividad es concienciar a los niños de la importancia de una alimentación saludable y la práctica de ejercicio físico.