Health Spain , Salamanca, Friday, May 14 of 2010, 19:24

Expertos internacionales buscan las claves de la respuesta inmune frente a la hidatidosis

Castilla y Le贸n concentra la mitad de los casos espa帽oles de esta enfermedad parasitaria relacionada con el ganado ovino

JPA/DICYT El Instituto de Recursos Naturales y Agrobiología de Salamanca (Irnasa) ha acogido hoy una jornada científica en torno a la hidatidosis, enfermedad parasitaria causada por larvas de un tipo de gusano denominado Echinococcus granulosus. En el ciclo de la enfermedad intervienen animales domésticos, como el perro y las ovejas, y dado el gran número de cabezas de ganado de Castilla y León, la comunidad registra aproximadamente la mitad de los casos de España. Uno de los expertos presentes en la jornada, Bruno Gottstein, investigador de la Universidad de Berna (Suiza) y de la Organización Mundial de la Salud (OMS), ha explicado que la actualidad una novedosa línea de investigación en torno a la hidatidosis está en la búsqueda de las claves de la respuesta inmune de algunas personas, que adquieren la infección, pero no desarrollan la enfermedad. 

 

"Estamos investigando una línea novedosa", ha declarado el experto a DiCYT. "Hay grupos de personas que son resistentes a la enfermedad, es decir, que adquieren la infección, pero no desarrollan la patología, así que estamos viendo cómo funciona su respuesta inmune relacionada con dicha resistencia para ver si puede aplicarse a personas que sí son susceptibles y así evitar la enfermedad en ellas". Esta resistencia también se ha detectado en los propios animales, fundamentales para el desarrollo de la patología.

 

Generalmente, el Echinococcus granulosus se hospeda en animales como la oveja, pero pasa al perro cuando se come sus vísceras. A su vez, sale en forma de heces que pueden contaminar todo el ambiente, como el agua o los alimentos, y llegar al ser humano.

 

Bruno Gottstein ha comentado que la hidatidosis es una enfermedad emergente en el mundo. "En algunos países, sobre todo del Este, la sanidad primaria ha ido en declive, de manera que los casos de hidatidosis han ido aumentando notablemente. "En los países desarrollados ha habido programas de control, pero al ser discontinuos también se ha producido un repunte de la enfermedad", asegura.

 

Sin embargo, en el ámbito científico se han producido importantes avances. Uno de los principales ha sido el desarrollo de herramientas para el diagnóstico en perros, "que son mucho mejores que las anteriores y van a ayudar implementar programas de control", afirma. Además, "están en desarrollo algunas herramientas para monitoreo y diagnóstico en humanos".


Luis Colón, presidente de la Asociación Española de Hidatidología, ha denunciado que "la hidatidosis es una enfermedad olvidada", a pesar de que durante mucho tiempo se dedicaron recursos y se avanzó mucho, "pero a medida que disminuyó la afección también disminuyó el interés, de manera que ya no hay científicos ni recursos dedicados a ella". Por eso, la jornada celebrada hoy en Salamanca "trata de mantener la unión entre los científicos para el estudio de la enfermedad".

 

Por su parte, Rufino Álamo Sanz, responsable de la Agencia de Protección de la Salud y Seguridad Alimentaria de la Consejería de Sanidad de la Junta de Castilla y León ha indicado que el número de casos anuales en la región se sitúa entre 80 y 90, mientras que en el conjunto nacional se llega a los 170. "Castilla y León es la primera comunidad en número de cabezas de ovino, por lo tanto, la enfermedad tiene aquí una mayor relevancia", ha señalado. Sin embargo, "es una enfermedad muy ligada al ciclo perro-oveja-hombre y en todo el país ha habido una evolución positiva en el sentido de que las explotaciones de ganado ovino se han mejorado" desde el punto de vista de higiene, así como por la eliminación de los cadáveres, de manera que no quedan a disposición de los perros.