Nutrition Spain , Internacional, Monday, September 10 of 2007, 20:09

Un estudio sugiere que alimentos almidonados como la patata fueron el 'combustible' de la evolución humana

Investigadores estadounidenses creen que la capacidad del hombre para digerir este tipo de alimentos proporcionó las proteínas para el desarrollo cerebral

IGC/DICYT Un grupo de investigadores de la Universidad de California ha publicado un estudio en Nature en el que sugieren que la habilidad del hombre para digerir alimentos almidonados como la patata pudo ser fundamental en la evolución humana. Según estos investigadores, comparados con los primates los humanos tienen más copias de un gen, AMY1, esencial para digerir este tipo de alimentos, ricos en calorías. Este aporte calórico habría sido fundamental para el desarrollo del cerebro.

 

Las teorías anteriores sostienen que fue la aportación de proteínas procedentes de la carne la causa del desarrollo cerebral de nuestra especie. Sin embargo, según declaraciones de Nathaniel Dominy, uno de los responsables del estudio, esta teoría es improbable, ya que, incluso en las tribus actuales de cazadores-recolectores el peso de la carne en su dieta es muy pequeño. Mediante el estudio genético de poblaciones actuales con diferentes dietas descubrieron que, en aquellas donde la presencia de alimentos con almidón es importante, los habitantes tenían una mayor expresión del gen AMY1.

 

Según su teoría, nuestros antepasados tuvieron que descubrir otras vías de alimentación por la feroz competencia existente con otros primates, y una de ellas fue la de los alimentos parcialmente enterrados como los tubérculos. Así, el equipo descubrió que los animales que consumen este tipo de productos conservan restos que han sido observados también en fósiles de homínidos.