Science Chile Chile, Thursday, March 29 of 2012, 13:28

Descubren 60 lentes gravitacionales, objetos astronómicos que permiten conocer mejor la masa y materia oscura de las galaxias

Se trata de una cifra importante teniendo en cuenta que el número de lentes descubiertas hasta ahora apenas supera los 200

UC/DICYT No siempre los objetos del Universo están al alcance de los telescopios. Cuando dos galaxias están en línea, una detrás de otra, la luz de la que está más alejada, y escondida a la vista, se curva y magnifica porque la galaxia más cercana actúa como lente, algo que puede develar grandes misterios.

Un nuevo trabajo, encabezado por el postdoctorado Timo Anguita y el profesor Felipe Barrientos, ambos del Departamento de Astronomía y Astrofísica de la UC (DAA), presenta 60 nuevos candidatos a lentes gravitacionales a escala galáctica. Una cifra importante si se considera que el número de estos objetos encontrados hasta ahora apenas supera los 200.

El paper publicado en el Astrophysical Journal utilizó datos del “Red-sequence Cluster Survey 2” realizado con el telescopio CFHT en Hawai. De noventa millones de galaxias, cuenta Timo Anguita, seleccionaron las 70 mil galaxias más susceptibles a actuar como lentes, para finalmente llegar a los 60 candidatos. “Sólo desde el 2008 se están buscando este tipo de lentes, debido al inicio de los grandes surveys de imágenes”, explica el astrónomo.

Un lente gravitacional se origina cuando la luz emitida por la galaxia que está detrás se curva al encontrarse con el potencial gravitatorio generado por la galaxia más cercana. Así se forma un arco, una especie de halo, alrededor de esta última. “Podemos medir exactamente la masa que hay dentro de ese arco independiente de su estado dinámico”, dice Anguita. “Eso es vital para conocer cuánta materia oscura hay en el lente y finalmente comprender mejor la evolución de la distribución de esta en las galaxias masivas”.

En una segunda etapa, los astrónomos están trabajando en confirmar si los candidatos (que se ven en la fotografía) son realmente lentes gravitacionales y ya tienen resultados positivos. Además, están concentrados en un método automático de detección de estos objetos, ya que los actuales son muy poco certeros.